domingo, 30 de noviembre de 2014

ILUSTRACIÓN ACTUAL: Gabriel Pacheco

Os dejo para esta tarde lluviosa y fría de domingo, al menos aquí en Madrid, un ilustrador que me encanta. Su nombre: Gabriel Pacheco.


La vida y el trabajo de Gabriel Pacheco ha sido un deambular constante entre el teatro, la ilustración y la literatura. Hoy os lo quiero mostrar en la faceta de talentoso y brillante ilustrador que con cuarenta años tiene un portafolio de ensueño en el que ha ilustrado clásicos inolvidables de la literatura como El libro de la selva, Los miserables, La bella y la Bestia...  publicados en México (su país), USA, Italia, España, Francia, Portugal, Rusia, Corea y Japón.

No nos extraña nada el éxito que está cosechando pues en sus ilustraciones encontramos atmósferas visuales únicas logradas con un uso del color y de la iluminación realmente admirable. Espero que lo disfrutéis tanto como yo.


Buena tarde. Por si os apetece seguir viendo su obra, pinchando aquí accederéis a su blog.

LA BELLA Y LA BESTIA
 EL LIBRO DE LA SELVA
ANDERSEN
LOS MISERABLES
LOS TRES DESEOS
 LOS CUATRO AMIGOS



Pinchando en el siguiente enlace encontrarás algunos de nuestros ilustradores favoritos

viernes, 28 de noviembre de 2014

MITOLOGÍA PARA NIÑOS: Midas, el estúpido rey que quiso convertir en oro todo lo que tocaba

Uno jamás será feliz si no aprende a valorar lo que tiene. La historia que hoy vamos a contar así nos lo demuestra.


Había una vez un rey de nombre Midas que vivía en Frigia, un país bendecido por los dioses en donde no escaseaban los dones. Los árboles siempre estaban cargados de frutos, el ganado crecía sano y robusto y sus habitantes tenían una vida tranquila y eran seres afortunados pues podían disfrutar de los gozos que su rica tierra les aportaba.

En especial su rey Midas, alguien que desde que nació estaba predestinado a ser inmensamente rico y pasaba la mayor parte de su tiempo paseando por el campo. Pero alguien también que nunca se conformaba con la riqueza y poder que tenía, siempre deseaba más.


Un día apareció de improviso en Frigia el dios Dionisos con todo su séquito. Dionisios era el dios del vino y de la fiesta de ahí que tanto él como sus acompañantes se pasaran el día de bailando, cantando e incluso bebiendo demasiado y quedándose dormidos en los lugares menos convenientes, como le pasó al viejo y sabio Sileno que se perdió del grupo al dormirse a la sombra de un rosal en el jardín de Midas.


El castigo del rey Midas
Hendrik De Clerck (1620)

Tras dormir al fresco durante toda la noche, a la mañana siguiente un jardinero le encontró bajo el rosal y le condujo ante el rey. Midas, como gran anfitrión que era, trató a Sileno con gran amabilidad y fue su huésped por diez días. 

 La mesa del rey Midas
 Frans Francken II, el Joven

Cuando al cabo de ese tiempo Sileno y Dionisos volvieron a encontrarse, la felicidad del Dios era muy grande pues adoraba al viejo sátiro quien había sido su maestro y mentor.

-¿Dónde te has metido, mi querido Sileno?- le preguntó Dionisos.
Te he echado muchísimo en falta.

Y Sileno le contó que se había quedado dormido y Midas le había cuidado como un gran anfitrión. Dionisos muy agradecido por lo que oía decidió premiar a la persona que tan bien se había portado y había acogido a su maestro. Así que a la mañana siguiente se fue en busca de Midas y le dijo:

-Te concedo el don que quieras.
Dime, ¿qué es lo que más te gustaría tener en este mundo?


Dionisos

Midas no podía creer su buena suerte. Durante largo rato estuvo pensando qué podía pedir. Realmente no era fácil decidirse, más para alguien como él inmensamente rico y que poseía casi todo lo que uno puede desear en la vida...

Pero entonces pensó que había un don que nadie, por muy rico que fuese, poseía.

-Quiero convertir en oro todo lo que toque- le dijo a Dionisos
-¿Estás seguro? - le preguntó el dios bastante extrañado
-Sí, sí. Estoy completamente seguro
-Pues entonces a partir de este momento todo
 lo que toques se convertirá en oro. 


 
Y así encantado con el don conseguido se fue a su jardín a poner a prueba su nueva habilidad. Al principio la cosa no podía ir mejor: tocó una roca y ésta se convirtió en oro. Loco de alegría cortó una rosa, que también se transformó en oro y más tarde levantó del suelo un terrón de tierra y al minuto tenía la apariencia de un lingote de oro.

-Soy el hombre más afortunado del mundoooooo-
comenzó a gritar.
 


Pero su dicha le duró poco pues enseguida se dio cuenta que tal vez su elección no había sido la más correcta. Midas tenía un perro que lo seguía a todas partes y al que tenía un enorme cariño. Pues bien, cuando ese día el animal se acercó a su amo en busca de una caricia, en el mismo momento en que éste retregó el hocico contra la rodilla del rey se convirtió en oro.


Pero aquí no acabó la cosa. Midas tenía una bella hija muy cariñosa que le encantaba correr de improviso y abrazar a su padre. Os podéis figurar que es lo que sucedió cuando como todas las noches se acercó a la habitación de su padre a darle un beso antes de acostarse, se convirtió en oro.


Cuando el rey Midas lo vio, roto de dolor cayó de rodillas y empezó a lamentarse.

¡Qué he hecho!
¡Qué he hecho!
¡Si no hubiese sido tan codicioso 
mi hija seguiría con vida!




El mismo estaba a punto de morir, pues como todo lo que tocaba se convertía en oro. No podía ni comer ni beber. Cuando cogía un pan para llevárselo a la boca, éste se convertía en oro; cuando la copa rozaba sus labios toda ella se convertía en oro... Incluso sus propias lágrimas se convertían en oro. Desesperado corrió donde Dionisos y se arrodilló a sus pies rogándole:

-Por favor, por favor sálvame.
Quítame el don que me diste o moriré.

Y Dionisos le contestó que aunque se había comportado como un auténtico estúpido le ayudaría.

Si quieres salvar tu vida debes bañarte en la fuente del río Pactolo 
y así perderás tu don. 

Si deseas que tu hija vuelva a la vida
 debes hacer lo mismo con ella.



Y así lo hizo. Midas siguió las instrucciones de Dionisos y consiguió salvar su vida, recuperar la de su hija y la del perro. Y ésta parece ser la razón por la que hay tanto oro en el río Pactolo: porque fue allí don de Midas se bañó para dejar ser el hombre más rico y desdichado del mundo.
Aunque realmente dadas las andanzas de este rey no sabemos si aprendió muy bien la lección. Os las iremos contando.




Si te ha gustado y te apatece leer algo más de lo que hemos publicado sobre mitología para niños, pincha en los siguientes enlaces. 




jueves, 27 de noviembre de 2014

ARTE PARA NIÑOS: Mirando con lupa, otra manera de disfrutar de un cuadro.

Tras las 10 reglas de oro para que nuestra visita a un museo sea un auténtico éxito que publicábamos la pasada semana, hoy vamos a extendernos un poquito más en una de las ideas que allí comentábamos:

...ante un cuadro del Bosco o de Bruegel el viejo.  
De primeras no va a ver nada, suceden tantas cosas 
que su capacidad de observación se va a nublar.  
Necesitará un tiempo, tal vez una ayuda por nuestra parte, 
una pregunta... para comenzar a ver que allí suceden cosas, 
que allí hay escondida una historia maravillosa que él puede desvelar.

El Combate entre Carnaval y Cuaresma,
 Pieter Bruegel el viejo (1559)

Pues bien Claire d´Harcourt -una estupenda escritora francesa, creadora de la editorial Le Funambule, que coedita con los sellos Le Seuil y Palette varias colecciones dedicadas a divulgar el arte entre los más jóvenes- publicó en el año 2000 un libro que bajo el título Mirar con lupa. El arte de la antigüedad a nuestros días contiene una propuesta estupenda para aumentar la capacidad de observación y concentración de nuestros chavales ante un cuadro.

Nos hemos trasladado. Encontrarás el artículo Mirar con lupa en:






Muchas gracias por visitarnos

martes, 25 de noviembre de 2014

LA MEJOR ANIMACIÓN: Monsterbox, de L. Gavillet... (E. Bellecour)

Os dejo un precioso corto sobre la amistad para esta tarde. Su título Monsterbox y lo firman Ludovic Gavillet, Lucas Hudson, Colin Jean-Saunier et Dérya Kocaurlu cuatro estudiantes de la prestigiosa Escuela Bellecour de Lyon.



Nos hemos trasladado. Encontrarás Monsterbox en:





Muchas gracias por visitarnos

lunes, 24 de noviembre de 2014

Pequeñas historias zen, de Jon J Muth

Como todos los lunes una recomendación literaria. La de hoy un libro precioso, que lleva tiempo en la mesa de mi despacho esperando encontrar el momento de sosiego necesario para hablar de él. Su título, Pequeñas historias zen y lo firma el brillante y delicadísimo dibujante de cómics e ilustrador americano Jon J. Muth.


La palabra zen, pronunciación japonesa de la palabra china chan, significa meditación y eso es lo que nos vamos a encontrar en este libro: pequeñas historias que nos brindan meditaciones partiendo de hechos cotidianos. Pequeñas historias que lejos de querer aleccionarnos sobre una idea concreta nos dejan espacios propicios para la reflexión. Os cuento cómo lo hace.


Dentro de la tradición zen las enseñanzas de Buda siempre se han trasmitido de maestro a alumno. El método de meditación de Buda consiste en sentarse muy tranquilo, pero permaneciendo perfectamente alerta, dejando fluir los pensamientos por tu mente sin deternerte demasido en ninguno. En este libro el maestro es Lago Tranquilo, un panda gigante que aferrado a su paraguas es arrastrado por el viento hasta el jardín de una casa privada. 


Allí viven Carlos, Miguel y Andrea tres niños con los que entablará una preciosa relación. Todos los días los nuevos amigos van a visitar a Lago Tranquilo y él agradecerá su visita obsequiándoles con pequeñas historias zen. Pequeñas historias que describen situaciones cotidianas, perfectamente comprensibles para los niños, en las que lejos de dar una enseñanza concreta lo que les ofrece son soluciones, posibilidades para favorecer una compresión espontánea e intuitiva del mundo.


La primera en llegar es Andrea y lo hace cargada con una estupenda tarta que ha preparado para Lago Tranquilo. Él en agradecimiento le cuenta una historia que lleva por título El tío Ry y la luna. Tío Ry es un viejo oso que nunca permitía que sus huépedes abandonaran su casa con las manos vacías; figuraos hasta que punto era hospitalario que un día entró un ladrón en su casa y en lugar de enfadarse, ofenderse y llamar a la policía cuando le sorprendió con las manos en la masa, su única preocupación fue encontrar un regalo para poder ofrecerle. Tras mucho pensar tío Ry dio al ladrón su única túnica con la inmensa pena de no poderle ofrecer la luna.


Tras la historia de Andrea llegan las de Miguel y CarlosMiguel escucha la de La suerte del granjero una reflexión sobre la existencia de la buena y la mala suerte y a Carlos -el benjamín de la familia  que llega todo enfadado porque su hermano mayor le dice siempre lo que debe o no debe hacer- le regala una historia en la que un monje budista y su discípulo están de viaje y se encuentran con una señora que tiene problemas para cruzar un río. 


El monje, sin dudarlo, la ayuda a cruzar, cargándola sobre sus hombros. Una vez que llega al otro lado, la mujer se marcha sin darle las gracias. 

 El monje y su discípulo siguen su camino. El discípulo no deja de reflexionar sobre lo injusto de la situación y le da vuelta al tema durante varios kilómetros hasta que se anima a planteárselo a su maestro. Y éste le responde: 

Dejé a la mujer hace horas, 
¿por qué tú sigues cargando con ella?.




Tres historias que esconden valiosas enseñanzas para el desarrollo y evolución personal de todo niño: la importancia de la paciencia, la perseverancia, la generosidad, la  honestidad, el desinterés, la importancia de ser capaces de aprovechar el momento... Pero Pequeñas historias zen ofrece algo incluso más valioso. Este libro nos brinda la posibilidad, desde la la serenidad que transmite su ritmo, desde la belleza de sus ilustraciones, desde su perfecto y conciso texto... la posibilidad de ver más allá de lo que allí está escrito y llenarlo con nuestras propias vivencias, con las vivencias de cada niño. La posibilidad de hacerlo nuestro. 



Un estupendo ejemplo para que los niños descubran que en un libro es tan importante lo que no está escrito como lo que está, pues es ese espacio vacío el que recoge el lector y lo llena con sus propias vivencias, con sus pensamientos, con sus anhelos, con sus deseos, con sus reflexiones... 

Espero que os guste.



Si te ha gustado y quieres leer sobre nuestras recomendaciones literarias puedes pinchar en los siguientes enlaces.







domingo, 23 de noviembre de 2014

12+1 preguntas a Meritxell Ribas


El interés de Meritxell Ribas por la ilustración viene de niña, cuando pasaba todo su tiempo dibujando y ojeando cómics. Tras muchas dudas, y pese a no parecer el dibujo una gran salida profesional, decide entrar en la Escola Llotja de Ilustración de Barcelona. Unos años que le sirvieron para adquirir conocimientos, descartar opciones e ir poco a poco definiendo un estilo personal que tan gratamente nos sorprendió en 2007 con la publicación junto a Sergio A. Sierra, autor del texto, de su primer libro, Pincel del zorro.


Hablar del estilo de Meritxell va indisolublemente unido a la técnica que utiliza en sus ilustraciones: el grattage. Se trata de un proceso artesanal, muy laborioso que requiere muchas horas para obtener cada imagen. Semejante a los grabados antiguos el dibujo surge al rascar con un bisturí sobre una superficie rígida organizada por capas: una capa de madera rígida en el fondo, una capa de tinta negra encima y en medio una capa de masilla blanca muy finita. De este modo cuando se rasca el negro con el bisturí o con la técnica que decida el dibujante surge  ese blanco que está debajo. Ella lo explica muy bien en el siguiente vídeo.




Una técnica con la que en apenas siete años nos ha dejado casi una decenas de libros publicados en donde tanto ilustra clásicos infantiles como La Cenicienta o El gato con Botas,  novelas gráficas como la adaptación que hacen del Frankenstein de Mary Shelley o esos libros sorprendentes que surgen del tándem Sierra- Ribas que con sus maravillosas historias enganchan y fascinan al lector, tanto niño como adulto, desde las primeras líneas como son Pincel del zorro y Pergamino. El hijo del cazador de libros. En todos ellos, con temáticas tan dispares, las ilustraciones preciosistas de Meritxell son verdaderas joyitas llenas de luz y talento.




Conozcamos un poquito más a Meritxell Ribas


¿Cuál es el primer libro que recuerda?

El primer recuerdo vívido que tengo es de un cómic de Jan narrando las aventuras de Pulgarcito. De antes tengo flashes de libros ilustrados y aunque no recuerdo los nombres, si tengo muy claras las imágenes.

Ilustración para La gramática del amor.
La Galera, 2011

¿Cuál es el último libro que ha comprado?

Ocúltame entre las tumbas de Tim Powers. Aunque también tiro mucho de bibliotecas porque como entren muchos libros mas en mi casa tendré que salir yo para dejarles espacio.

 Ilustración para Pergamino. El hijo del cazador.
La Galera, 2010

¿Qué párrafo ha aprendido de memoria? 

No acostumbro a citar párrafos en mis conversaciones aunque si hago referencias.

¿De cuál de sus obras se considera más orgullos@ y por qué?

No escogería una. Cada una tiene algo que la hace especial porque todas llevan una parte de mí, incluso los trabajos que no son personales. 

Ilustración para Pincel de zorro
Ondina, 2007

¿Cuáles son sus motivaciones para seguir ilustrando? 

Sobretodo, disfrutar con lo que estoy haciendo y crear lo que me gustaría encontrar como lectora en una librería. 

Ilustraciones para El gato con botas.
Vicens-vives, 2013

¿Cómo es su rutina de trabajo? 

Desde que cogí un estudio y trabajo fuera de casa muy bien, lo recomiendo a cualquiera que trabaje de freelance y vea que las horas no le cunden o acaba trabajando en pijama. Aparte de eso, en la actualidad ya no tengo un ritual diario fijo antes de ponerme a trabajar. 

 La Cenicienta
Vicens-vives, 2014

¿Cuál es la diferencia entre un buen libro y un mal libro? 

Bueno, la diferencia para mí es el que me aporta algo o el que no, ya sea distracción o conocimientos. Eso puede variar en cada momento de la vida y de los intereses que tengas en ese momento. En mi caso, sé que un libro no es para mí cuando llevo setenta páginas y me aburre lo que me cuentan o como me lo cuentan.

Ilustración para Revista Escala Mexico

¿Cómo es el estilo que desearía tener? 

Me interesa tener mi propia voz cuando ilustro, así que en este momento mi estilo ya es el que desearía tener.

Ilustración para Las aventuras de Tom Sawyer
 y Huckleberry Finn
La Galera, 2010


¿Qué considera definitorio de la ilustración infantil? 

Todo lo que interese a los niños y les despierte la imaginación.

¿Por qué eligió la ilustración como medio personal? 

En su momento era una necesidad. Desde pequeña me gustaba mucho todo lo que tuviera que ver con el dibujo y manualidades. Crear y construir cosas desde cero.

La reina cuervo

¿Con qué autor actual le gustaría colaborar? 

Lo cierto es que no me puedo quejar, he ilustrado textos de Mark Twin, Mary Shelley, Le fanu, Poe entre otros. Creo que me gustaría ilustrar algo de Roald Dahl, aunque Quentin Blake ya ha hecho un excelente trabajo con las ilustraciones. A nivel contemporáneo sobre todo trabajo con Sergio A. Sierra, cuyos textos me encantan y que me dan muchísimas imágenes potenciales para representar. Eso para un ilustrador es un regalo. 

Frankenstein
Parramón, 2009

¿Cuál es su próximo proyecto? 

Aún está muy al principio y estoy buscando el tono desde el que empezarlo, será La tarta de Maila. 

 La tarta de Maila





BIBLIOGRAFÍA RECOMENDADA

Descripción
La cenicienta. 
P. Sunico Rodríguez (adapt. texto) M. Ribas (ilustraciones)
Vicens Vives, 2014.
Descripción
El gato con botas.
Sergio A. Sierra (adapt. texto) 
M. Ribas (ilustraciones)
Vicens Vives, 2013
Descripción
Kate y sus hermanas. 
J. Spotswood (autora) M. Ribas (ilustración de cubierta)
RHM Montena, 2013
Descripción
PERGAMINO. El hijo del cazador.
Sergio A. Sierra (autor) 
M. Ribas (ilustraciones)
La Galera, 2012
Descripción
La Gramática del amor.
Rocío Carmona (autora),  
Meritxell Ribas (portada y guardas). 
La Galera, 2011

Descripción
Vampiros.
Autores clásicos/ 
 Meritxell Ribas (ilustraciones)   
RANDOM HOUSE MONDADORI, 2010

Descripción
Las aventuras de Tom Sawyer y Huckleberry Finn
 Mark Twain (autor), 
M. Ribas (ilustración) 
La Galera, 2010

Descripción
Frankenstein.
Sergio A. Sierra (adaptación guión), 
M. Ribas (ilustraciones) 
Parramón, 2009

Descripción
Pincel de zorro.
Sergio A. Sierra (autor) / M. Ribas (ilustración)
 Ed. Ondina, 2007

Si os ha gustado aquí tenéis el enlace a su página web y blog para que sigáis disfrutándola. 


12 + 1 preguntas a...

Descripción
María Menéndez-Ponte


Descripción
Iban Barrenetxea


Descripción
Gonzalo Moure


Descripción
 Gabriela Keselman.


Descripción
 Imapla.


Descripción
Nora Hilb


Descripción
Ricardo Gómez


Descripción
Tesa González


Descripción
David Fernández Sifres